miércoles, 27 de julio de 2011

ALMEJAS THAI


El sábado pasado organicé una cena en casa para unos amigos (por cierto, Jose, Manu, Jose Mª, Petty, Fer y Antonio.... espero veros por aquí pronto, jeje), y preparé varios platos para cenar de picoteo, entre ellos estas Almejas Thai, que creo que gustaron.

La cena estuvo bien y lo pasamos muy bien... hasta las tantas! Repetiré, porque fueron invitados muy agradecidos y se lo comieron todo!! jaja

Esta receta la encontré en una revista, pero la cambié un poco, porque llevaban hojas de kaffir (es una lima verde pequeña y de piel irregular, que apenas tiene zumo pero su piel y sus hojas se usan en la cocina tailandesa y del sudeste asiático por su potencia aromática cítrica) y no pude encontrar en Alicante, así que lo sustituí por corteza de lima y no se notó mucho la diferencia.


Ingredientes:

- 1 kg de Almejas (grandes, como para marinera)
- 2 dientes de Ajo
- Albahaca fresca
- Ralladura de lima
- 1/2 Pimiento rojo
- 1/2 Pimiento amarillo
- 2 Tomates pequeños pelados
- 1 cucharada de Nuoc Man (salsa de pescado fermentado en salmuera, de sabor salado y picante)
- 1 cucharada de Aceite de girasol

Primero puse las almejas en remojo con agua y sal durante unas 4 horas, para que soltasen toda la arena que pudieran tener.

Corté en brunoise (a daditos chiquitines chiquitines) el ajo, los tomates y los pimientos, y piqué la albahaca.

En una cazuela con un poco de aceite de girasol, puse las almejas y todos los ingredientes (reservando un poco de la albahaca) que había cortado, junto con la ralladura de lima y el Nuoc Man.

Lo puse a cocer a fuego fuerte, sin dejar de remover, y retiré del fuego cuando se abrieron las almejas.

Luego las serví espolvoreadas de albahaca.

Quedaron muy ricas.


3 comentarios:

  1. PK: A tus amigos, con esos menús que les preparas, no vas a poder quitártelos de encima....Me los imagino, todos los días, con el plato, en la puerta de tu casa, esperando su ración....Ja, ja...!!

    ResponderEliminar
  2. Prima! Yo encontré las hojas de lima en la tienda china que hay al lado de la estación de autobuses. No se si tienen ahora, sinó, te doy unas cuantas que tengo congeladas en casa de mi madre en Campello.

    Besos!

    ResponderEliminar
  3. Se pueden congelar? No lo sabía...
    Vale, pues gracias primo, si no las encuentro, procuraré encontrarte a ti!! jaja
    Gracias!

    ResponderEliminar